En una época donde la información es fácil y rápida en su acceso, permitiendo así gran parte de la democratización de la moda, la asesoría de imagen pasa por una transición interesante. En países como Latinoamérica quienes frecuentemente han utilizado este servicio son celebridades y personalidades de la política; de hecho todavía se cuestiona la funcionalidad y efectividad de este servicio a una población más amplia, ya que muchas de las áreas dentro de la industria de la moda son nuevas en relación con otras disciplinas académicas en el mundo.

La asesoría de imagen se define como parte del área comercial de la industria de la indumentaria, aquella que armoniza la imagen externa de una persona o grupo, potenciando sus cualidades frente a un público. Incluye todo un estudio de comportamiento, morfología, lenguaje corporal, protocolo, vestuario. Es una herramienta que permite desarrollar una imagen desde el análisis personal desarrollando así la presencia del individuo. Esta disciplina se hizo más popular en el momento en el que se le dio apertura en televisión a través de programas que acercaban la industria de la moda a un público más bien apático e ignorante al construir o celebrar imagen. Abre todo un espectro de conocimientos básicos sobre lo que se puede o no usar dependiendo de factores que van muy a fin a la “estética” (color de piel, siluetas, tendencias, etc.).

Esto hace parte de la extensión de quienes usan moda, ya no se limita a quienes tienen acceso a costear un servicio como este, se ha expandido a un sin número de seguidores de la moda como una especie de plaga; tanto quienes asesoran como quienes quieren ser asesorados. Antes del internet, la televisión jugaba un papel fundamental en el dictamen de lo que se usaba, decía y muchas veces pensaba con respecto a algo en específico. Con la llegada del internet a países como Colombia, la moda tiene un giro más que importante, a esto se le suma marcas europeas de moda rápida que se extiende a las miradas inquietas de quienes están descubriendo algo más de lo que se había enseñado por siglos.

Cuando cuestionamos si la asesoría de imagen todavía tiene el efecto que tenía antes es con toda la intención de poner un interrogante grande. En uno de los artículos anteriores hablamos un poco de ese eclecticismo que se ha tomado las calles, sobretodo en ciudades grandes, donde la diversificación cultural es más tangente y experimental. Ya no hay reglas específicas, las normas de etiqueta- protocolo se han hecho a un lado para dejar surgir la individualidad y creatividad de aquellos que encuentran pasión y gusto por el vestir. La interacción más directa y personal de las celebridades o personalidades públicas han prestado también otro lente con el que mirar aquello que decimos está de “moda”. Así como han nacido nuevas disciplinas dentro de la industria para cubrir las necesidades de las masas, en este mismo camino lo que conocíamos debe tener transiciones o desaparecer para siempre.

Lo interesante de todo esto es ver que viene, el avance y los cambios traen retos que potencializan las capacidades de alcance de una industria que cada vez crece más, y más rápido. No es para nada un trabajo obsoleto, cada que surge un artista existe la necesidad de crear una imagen a un público que necesita algo nuevo y duradero en su imaginario. Tanto que surgen controversias como la de Jennifer Lawrence en su aparición hace un par de meses para la promoción de su última película en Londres, parece que el usar un vestido que refleja su versatilidad y audacia molestó a unos cuantos que argumentaban que su vestido no era el más indicado para un clima como el de la ciudad… como de costumbre su respuesta fue genial.

asesoria16

“Wow. No sé realmente por dónde empezar con esto. La controversia de Jennifer Lawrence por usar un vestido escotado en clima frío. Esto no es solo absolutamente ridículo, estoy extremadamente ofendida. Ese vestido Versace era fabuloso ¿creen que voy a cubrir ese maravilloso vestido con un abrigo o una bufanda? Estuve afuera por 5 minutos. Me hubiera parado en la nieve de ser necesario por ese vestido porque amo la moda y esa fue mi elección…”

Esto lo que genera es identificación, ese es el trabajo de un asesor de imagen, va mas allá de lucir “bonito” es construir una relación entre producto y cliente. Descubrir lo que ocasiona en los demás es un arte. Con tanta información que se recibe a diario, competir con eso puede generar un estancamiento momentáneo o simplemente la realización de que no es un rubro para todo el mundo, que en medio de la democratización todavía se conserva algo de selectividad.

asesoria12

Se le decía NO a las botas blancas

asesoria7

Se le decía NO a mostar las caderas anchas

asesoria5

Se le decía NO a los metálicos en el día

asesoria13

Se le decía NO a la juventud como ícono de moda

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

About Alejandra Macías

LA CULTURA ES EL EJERCICIO PROFUNDO DE LA IDENTIDAD. - JULIO CORTÁZAR. En la necesidad pura y visceral de encontrar el camino que debo recorrer entendí que no había otra manera que saber y entender de dónde vengo, por esto, este proyecto es un sueño encarnado en lo más profundo de nuestro corazón. Las nuevas generaciones cargamos a cuestas una herencia maravillosa pero una llena de dolor a su vez. El salir de nuestro territorio significa exponer las cosas que con esfuerzo hemos tratado de dejar atrás pero que lamentablemente el olvidar implica mucho más que solo avanzar. Pero como lo dije antes no hay manera de dejar el pasado sino lo entendemos y en medio de todo, encontramos misericordia en aquello que ha dejado heridas y huellas. En el arte me encontré, descubrí nuestros miedos y también muchos sueños, que gracias a Dios ganan en número a los temores que heredamos o nacieron con nosotros. Música, pintura, actuación, gastronomía, danza, literatura, y todo cuanto creamos para plasmar lo que sentimos, somos y en lo que creemos es el camino que hoy escogemos recorrer; y con el deseo enorme que nuestra gente lo camine de la mano con nosotros. Alejandra Macías. Editora General

Categoría

Fashion

Etiquetas

, , , , , , , , ,